CASO PRÁCTICO

Mantener a las personas y los espacios seguros y productivos  durante el COVID-19

El COVID-19 transformó los lugares de trabajo como nadie pudo haber imaginado, obligando a muchas instalaciones a un cierre parcial o total. Nuestros equipos de Servicios Mantenimiento han estado disponibles en cada paso, apoyando a los clientes con asesoramiento y planificación estratégicos, y ayudándolos a mantener, desmantelar y volver a poner en funcionamiento los edificios de forma segura. 

Group-UK Case Technical
Con los nuevos requisitos de continuidad del negocio impulsados por el COVID-19, nuestros clientes han tenido que adaptar sus prácticas de trabajo y operaciones en sus edificios a un ritmo sin precedentes. Martin Harvey, Director de Ingeniería y Administración de Activos de ISS Reino Unido, explica cómo hemos ayudado a los clientes a resolver los desafíos técnicos.

Para nuestros equipos de Servicios de Mantenimiento, este nuevo escenario ha implicado aprovechar los procedimientos operativos estándar y los planes de continuidad del negocio de ISS, a la vez que ha abierto nuevos caminos con ideas innovadoras. “La principal función de nuestros ingenieros en el apoyo a los clientes ha sido garantizar que sus edificios sigan funcionando de manera eficiente y segura durante este período de crisis”, explica Martin. “Nos hemos valido de nuestra experiencia para planificar cuidadosamente el modo de ayudar a los clientes a desocupar, mantener y luego regresar a sus edificios, y, a la vez, garantizar la seguridad de las personas en el trabajo”.
Colaboración mundial e intercambio de conocimientos
En cada caso, nuestros equipos de Servicios de Mantenimiento colaboran con los clientes para acordar la mejor estrategia. Esto implica crear marcos de ejecución para sistemas de mantenimiento planificados y correctivos, garantizar planes de desactivación realistas y rentables, volver a poner en servicio las instalaciones solo cuando sea estrictamente necesario y elaborar planes de reactivación amplios, así como programas para identificar el cumplimiento futuro, las necesidades contractuales y unos requisitos legales uniformes.

A nivel interno se aplica la misma estrategia colaborativa. Contamos con una red global e intersectorial de ingenieros que reúne a expertos de diferentes áreas que abarcan, entre otras, el transporte, las telecomunicaciones, los servicios financieros y la salud.

Según Martin, esta red ha resultado ser realmente valiosa. “Nuestros jefes de ingeniería se han reunido periódicamente para intercambiar conocimientos e ideas a medida que cambiaba la situación en torno al COVID-19. Esta forma de actuar nos ha permitido responder rápidamente a situaciones desafiantes, utilizando la información más actualizada y las mejores prácticas disponibles”.

Flexibilidad adaptada a enfoques sistemáticos
A la hora de planificar cómo mantener, cerrar y reabrir edificios, nuestro objetivo principal es garantizar entornos seguros y acordes con las normas que promueven el bienestar físico y mental en todo momento. Este criterio empresarial debe cumplirse tanto en tiempos de normalidad como en tiempos de crisis.

El tamaño y la escala de las instalaciones a las que prestamos servicios auxiliares varían enormemente. La estrategia que adoptamos en cada una de ellas depende de las necesidades de nuestros clientes y de los lineamientos de los gobiernos locales y nacionales, los reguladores de cada sector, las aseguradoras y los asesores en materia de salud.

“Nos centramos en el cliente en todo lo que hacemos, adaptando nuestra estrategia a sus necesidades”, comenta Martin. “Con esta finalidad, podemos crear planes personalizados para clientes que operan en entornos críticos, como las instalaciones de salud, donde la seguridad del paciente y del personal es esencial, o aplicar un buen conocimiento de las medidas de control de infecciones para garantizar la confianza del público. Pero también podemos basarnos en nuestra experiencia para asegurar que los baños sean espacios seguros y limpios mediante el uso de productos innovadores y la aplicación de nuevos sistemas de limpieza”.

La principal función de apoyo a los clientes por parte de nuestros ingenieros ha sido garantizar que sus instalaciones sigan funcionando de manera eficiente y segura durante este período de crisis. Para ello, nos hemos valido de nuestra experiencia para planificar con esmero cómo ayudar a los clientes a desocupar y hacer el mantenimiento de sus instalaciones, para después regresar a ellas, a la vez que se garantiza la seguridad de las personas en el trabajo.

Martin Harvey, Director de Ingeniería y Administración de Activos de ISS Reino Unido
Mantenimiento de instalaciones en funcionamiento
En España, nuestro equipo local de Servicios de Mantenimiento ayudó al cliente farmacéutico Grifols con planes de mantenimiento específicos, permitiendo el cierre de las oficinas a la vez que mantenían la producción en funcionamiento. Grifols desarrolla medicamentos a partir de plasma y productos que ayudan a combatir el COVID-19, por lo que continuar su trabajo era vital. Los ayudamos restableciendo las instalaciones de climatización, incrementando la entrada de aire puro y aumentando los protocolos de salud.

También es importante que los sistemas de ventilación funcionen de forma segura, garantizando que puedan soportar cualquier carga adicional. Para uno de nuestros clientes del sector de la salud, nuestros equipos de Servicios de Mantenimiento ayudaron a un hospital a convertir la presión positiva en negativa en espacios de cuidados intensivos (UCI), reanimación quirúrgica y recepción de acuerdo con los lineamientos oficiales. Instalamos ventiladores de extracción en las ventanas de los pabellones con el fin de aumentar el flujo de aire para los pacientes de COVID-19 y controlamos los niveles de oxígeno para ayudar en las actividades más críticas.

En el sector comercial, hemos ayudado a bancos, entre ellos, TSB, RBS y Danske Bank, a cumplir con los requisitos reglamentarios manteniendo sus puertas abiertas para los clientes. Además, hemos desarrollado planes de mantenimiento personalizados para las sedes corporativas, centros de datos y plantas de operaciones para que puedan funcionar de forma segura.

Actividades de cierre
En lo que respecta a actividades de cierre, nuestro trabajo ha sido muy amplio y variado. Desde el aislamiento y drenaje de albercas y grandes infraestructuras (como equipos de refrigeración, aire acondicionado y eléctricos) hasta actividades en primera línea como iluminación, áreas para tomar alimentos y ventilación.

En algunos casos, tuvimos que mantener algunas áreas operativas mientras se cerraban otras. Por ejemplo, diseñamos un plan para el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona que permitió que el museo cerrara de forma segura, asegurando durante este tiempo el mantenimiento de las condiciones ambientales necesarias para preservar las colecciones de arte.

Reaperturas
Volver a la normalidad no es tan sencillo como encender las luces. Cada lugar necesita una minuciosa preparación para garantizar la seguridad de las personas.

“Para ayudar a volver a poner en servicio los edificios, nuestros equipos de mantenimiento han tenido que planificar un retorno gradual para garantizar un funcionamiento seguro”, explica Martin. “Para ello ha sido necesario reducir el contacto físico colocando sensores en las instalaciones de baños, reestructurar los espacios de reuniones y debate, replantear los espacios compartidos como restaurantes o comedores, e introducir instrumentos de detección cuando ha resultado necesario”.

Garantía de seguridad en entornos de trabajo para el futuro
A medida que se abren gradualmente los confinamientos en todo el mundo, ayudamos a las personas a regresar a sus instalaciones de manera segura y controlada combinando los procedimientos estándar con todo el aprendizaje adquirido durante la pandemia.

Evaluamos las necesidades de los clientes para entender los servicios que van a prestar e identificamos los cambios necesarios en términos de limpieza, mantenimiento y tecnologías. Muchos de los nuevos patrones de trabajo son poco eficientes, por lo que estamos aprovechando todo lo aprendido de los diferentes sectores para aplicar estrategias innovadoras (por ejemplo, mediante el uso de la automatización y el Internet de las Cosas [IoT]) que nos ayuden a mitigar los problemas encontrados y minimizar el contacto físico.

Nuestra labor no termina en los edificios. Martin concluye: “Estamos estudiando cómo mejorar la experiencia de nuestros clientes de otras maneras a medida que se mueven por la nueva normalidad. Esta labor incluye la higiene, el cambio de comportamiento, el rediseño de espacios e incluso estrategias para la entrada y salida al trabajo o el trabajo remoto”.

Nuestros expertos en Servicios de Mantenimiento seguirán diseñando nuevas tecnologías, equipos y servicios que permitan garantizar un entorno de trabajo seguro para nuestros clientes.

Manténgase al corriente

Suscríbase para recibir los últimos análisis de ISS. Puede cancelar su suscripción en cualquier momento.

Suscríbase aquí

Historias acerca de las personas, los espacios y el planeta

LAS PERSONAS CREAN LOS ESPACIOS

Más de 60.000 clientes en más de 30 países